El edificio propio para la institución, que tendrá lugar dentro del predio compartido entre La Vieja Usina y el Centro Provincial de Convenciones, fue uno de los temas abordados. Se estima que en dos o tres meses se estará presentando en la Municipalidad de Paraná el proyecto definitivo y luego se estima un plazo de ejecución de un año y medio, dado que tiene mucha construcción en seco. "Estimamos que en dos años estaremos inaugurando el nuevo edificio", afirmó Orabona antes de mencionar que la idea es trasladar todas las oficinas a dicho lugar y se diseñará un plan maestro sobre el uso de los tres lugares para que se transforme en un centro para los paranaenses y los turistas.

También analizaron la situación comercial del Instituto. "Estamos por presentarnos a la licitación de la provincia de San Luis para la coberturas de riesgos de trabajo y los rubros patrimoniales y automotor", comentó Orabona antes de agregar que se evalúa alcanzar convenios con otras provincias.

"Además dialogamos sobre la relación institucional entre el gobierno y la compañía. Fue una reunión fructífera para ambas partes, el apoyo del gobernador a la gestión es muy importante no sólo para la parte institucional sino también comercial", afirmó el presidente del IAPS.

Finalmente indicó que el Instituto se encuentra en "un estado de solvencia importante, viene desarrollándose, desde el punto de vista comercial, con un crecimiento dentro del sector privado que fue una de las metas propuestas en la gestión anterior y que queremos seguir profundizando”.