La necesidad de mantener un diálogo constante que permita planificar la respuesta sanitaria optimizando el uso de recursos de la principal obra social de la provincia, así como diversas iniciativas tendientes a fortalecer las acciones encaradas entre ambas instituciones, fueron los principales ejes de la reunión mantenida entre el secretario de Salud, Mario Imaz, y el presidente de Iosper, Fernando Cañete, junto a su equipo.

El secretario de Salud valoró que “desde el comienzo de la gestión de la ministra Velázquez tenemos una relación muy fluida y de muy buenos oficios con la obra social de la provincia”. Imaz agregó que, en ese marco, “mantuvimos una reunión institucional donde nos acercaron algunas inquietudes, como por ejemplo la posibilidad de profundizar la labor del Iosper y salud pública para optimizar la atención oncológica de pacientes sin cobertura en el Centro de Medicina Nuclear y Molecular (Cemener)”.

Por su parte, el presidente del Iosper, Fernando Cañete, afirmó: “Mantenemos un contacto permanente con el ministerio de Salud”, y una vez finalizado el encuentro informó: “Hablamos sobre la problemática que está padeciendo la obra social, en cuanto al impacto del avance de la tecnología y de los medicamentos de alto precio, planteando la posibilidad de establecer políticas en forma concreta, a fin de que las medidas generadas en conjunto posibiliten seguir manteniendo el equilibrio del sistema solidario de nuestra obra social”.

Cañete indicó que además se trataron cuestiones más particulares en torno la relación del ministerio de Salud y la obra social, que requerirán de futuros encuentros. En ese sentido expresó: “nos hemos puesto de acuerdo armando una agenda de trabajo, que seguramente va a ir evolucionando en los próximos días, para encontrar respuestas a las situaciones planteadas”.

Por Iosper participaron del encuentro e el director en representación del sector pasivo, Ricardo Bertonchini; el Gerente Prestacional, Sergio Elízar; y el jefe de la Asesoría Legal, Pablo Testa.

Cabe recordar que la obra social provincial cuenta con 300 mil afiliados, brindando cobertura a casi un cuarto de la población entrerriana.

Temas en agenda

En principio se habló en torno a la colaboración que existe entre ambas instituciones y el Cemener para la atención de pacientes oncológicos, sobre la posibilidad de que la cartera sanitaria inicie las gestiones para que este Centro obtenga la habilitación (cumpliendo los lineamientos del área de farmacia) que le permita ofrecer a sus pacientes la dispensa de medicamentos para los tratamientos.

También se abordó el componente de internación domiciliaria que tiene la obra social, “para ver la posibilidad de implementar algún marco normativo por parte del Estado provincial, ya que aún no tenemos una regulación nacional al respecto”, explicó Imaz, “y evaluar cómo establecer una regulación sanitaria a los efectos de darle una matriz legal y económica a la prestación de este servicio”, completó el funcionario.

Otro punto de interés tratado guarda relación con los geriátricos, (respecto a la registración, regulación y habilitación de los mismos), a fin de que la obra social pueda disponer de un listado de los geriátricos habilitados en Entre Ríos.

Finalmente se trató la posibilidad de avanzar entre el Estado provincial y el Iosper para articular un sistema en cuanto al cumplimiento de la ley de fertilización asistida.

Prensa Ministerio de Salud