En el marco del Programa de Desarrollo Rural y Agricultura Familiar (Prodaf), que en Entre Ríos es ejecutado por el Ministerio de Producción de la Provincia, se entregaron Aportes No Reembolsables (ANR) por más de 2,8 millones de pesos a 19 productores de la cadena citrícola. La entrega se realizó este jueves en la Casa de Gobierno Provincial, en Paraná, con la presencia del Ministro de Producción de la provincia, Carlos Schepens y el titular de la Unidad para el Cambio Rural, Alejandro Genari.
El ministro de Producción, Carlos Schepens destacó el trabajo conjunto entre nación y provincia: “Nosotros administramos recursos que son para mejorar la calidad de los alimentos que se producen en nuestra región. La citricultura es una cadena productiva trascendente para la provincia, y mediante este aporte podemos contribuir a incentivar y mejorar la productividad, incorporando tecnología que mejoran los procesos productivos para conseguir mayor competitividad. Hoy a la citricultura se le abre un panorama interesante por la apertura de los mercados de Estados Unidos y Brasil”.

“El mundo está cada día más competitivo y desde el gobierno provincial realizamos en forma permanente misiones comerciales para acompañar a nuestros empresarios, intentado abrir nuevos mercados y consolidad los que ya tenemos”, destacó Schepens.

Por su parte del coordinador Ejecutivo de la Unidad para el Cambio Rural (UCAR), Alejandro Genari comentó que el Programa de Agricultura Familiar (Prodaf), “tiene un presupuesto de 41 millones de dólares que se ejecuta en Chaco y Entre Ríos en las cadenas productivas que cada gobierno eligió en su momento, y nuestro compromiso es apoyar a los productores para que mejoren su productividad con la incorporación de tecnología”.

El funcionario nacional recalcó la excelente relación que mantiene con la provincia de Entre Ríos y “rescatamos la transparencia que se ha logrado en la ejecución de estos programas, en beneficio de los sectores productivos”, subrayó.

Mayor previsibilidad en la producción

Cristian Percara de Chajarí recibió un aporte económico para incorporar cobertura sobre su establecimiento citrícola. En ese marco, contó que “producimos seis variedades de mandarina para el mercado interno y esto nos aporta mayor previsibilidad en la producción”.

Por su parte Walter Silva de la localidad de La Criolla en el Departamento Concordia comentó que el aporte económico a través del Prodaf les permitirá completar la tecnificación del establecimiento: “nosotros incorporamos riego en dos hectáreas, con lo que sumamos a las 12 a las que tenemos actualmente” destacó el citricultor. El proyecto contempla una inversión de 140 mil pesos que es el 25 por ciento de la inversión que tienen planificado.

Detalle de las inversiones

Este aporte no reembolsable de 2.810.977 pesos, se suma a una inversión total de 8.255.250 pesos y permitirá a este grupo de productores, la plantación de más de 25.800 plantas certificadas; 37 hectáreas nuevas de riego; cuatro pulverizadoras turbinas con la tecnología necesaria para la implementación de TRV; el acondicionamiento de dos empaques con maquinaria nueva y materiales acorde a las exigencias de Senasa, garantizando el agregado de valor en origen; 19 máquinas y herramientas destinadas a la producción de cítricos, como ser chatas bineras, discos, palas, auto elevadores, entre otras. También, la adquisición de insumos.

Del acto también participaron el secretario de Producción Primaria, Martín Barbieri, el director General de Agricultura, Lucio Amavet, el delegado de Agricultura Familiar de la Nación, Cristian Schreiner, el viceintendente de Santa Ana, Carlos Dalzotto, y el presidente de la Asociación de Citricultores de Chajarí, Claudio Robol.
00:00
00:00