El ministro de Producción, Turismo y Desarrollo Económico, Juan José Bahillo, se reunió en forma virtual con 22 dirigentes sindicales para dialogar sobre la relevancia de las entidades gremiales y el mundo del trabajo en el marco de la prevención de la pandemia. Participaron también el coordinador General del Ministerio, Ricardo Armocida, el director del Instituto de Control de la Alimentación y Bromatología, (ICAB), Pablo Basso y el secretario de Trabajo de la provincia, Ángel Zacarías.

En la ocasión, Bahillo explicó a sus interlocutores que desde el 19 de marzo, fecha de inicio de la cuarentena, el Ministerio a su cargo ha tenido un rol muy importante y ha estado cerca de los sectores de la producción para que la vuelta al trabajo se lleva a cabo bajo dos líneas o vectores: que volver no implique un riesgo para el trabajador y que esa vuelta a la actividad se concrete, analizando, gestionando y coordinando con las autoridades de salud, de la forma más rápida posible.

Por ello, los funcionarios pusieron a disposición los protocolos y garantías para los trabajadores para acompañar y ayudar a transitar estos difíciles momentos y se ofrecieron a escuchar y recepcionar todas las dudas e inquietudes ante la aparición de casos sospechosos o confirmados.

Asimismo, dejaron en claro que la decisión política del Gobernador es que, ante esta eventualidad, los sectores del trabajo deben canalizar sus gestiones a través del Ministerio de Producción. De esta manera, el Organismo arbitrará los medios para tomar las medidas pertinentes para llevar tranquilidad a los trabajadores y a sus familias.

“En conjunto con la secretaría de Trabajo estableceremos los mecanismos para proceder en cualquier ámbito donde suceda un caso, porque imaginamos la angustia y preocupación de no contagiar a sus seres más queridos que tiene un trabajador cuando se entera de que un compañero de tareas se ha contagiado”, sostuvo Bahillo.

En ese sentido, el ministro sostuvo que “los protocolos están para cuidar y defender a las personas que trabajan en ese lugar y los primeros y propios auditores deben ser los trabajadores. Ustedes deben exigir que se sepan la letra, los alcances y los derechos plasmados en los protocolos. Estas medidas no son casuales, ni caprichosas y conocerlas fehacientemente contribuye a bajar la ansiedad y el temor”, indicó.

Allí mencionó que los protocolos de la construcción, comercio, gastronómicos y hoteleros, entre otros, fueron elaborados en gran medida tomando los modelos que le acercaron las propias organizaciones sindicales.

Por su parte, los representantes gremiales agradecieron la oportunidad de plantear distintas opiniones acerca de la forma en que las empresas asumen su responsabilidad ante el Covid19 y propusieron que en el diseño de los futuros protocolos se tenga en cuenta incluir la exigencia de que las empresas cuenten con profesionales de la salud para asesorar, informar capacitar y contener emotivamente a los trabajadores y sus familias.

También manifestaron su beneplácito por la forma en que la provincia acompaña a los distintos sectores y ratificaron el compromiso con las medidas preventivas, ya que es una manera de cuidarse ellos y sus familias pero también es cuidar a los clientes para no volver a fases anteriores.

Por último, el ministro insistió en continuar con estos encuentros para ir construyendo una agenda de trabajo que trascienda la coyuntura. “En los primeros meses de nuestra gestión recibimos a los representantes y Cámaras de todas las actividades económicas de la provincia. Allí pudimos recabar las expectativas, las cuestiones más centrales, los denominadores comunes de los sectores productivos. Con el Gobernador habíamos decidido que una vez que teníamos ese diagnóstico haríamos un gran encuentro de síntesis con la otra parte de la Economía y la producción, que son los trabajadores. La pandemia no lo permitió”.

Y concluyó: “Al aceptar este cargo asumí el desafío del crecimiento, desarrollo, la potencialidad y la generación de valor. Pero si esos objetivos no están acompañados de la inclusión laboral y la generación de trabajo genuino, todo el esfuerzo será en vano”.

Participaron del encuentro los sindicatos de Camioneros, Papeleros, Carne, Mineros, Gastronómicos, Ladrilleros, industria Lechera, Comercio, Mecánicos, Construcción, Transporte y Pasteleros.

(Prensa Ministerio de Producción)