El consejo de Administración de la Fundación Proarroz realizó en San Salvador, la reunión anual donde se da lectura y pone a consideración de sus socios fundadores, la Memoria correspondiente al Ejercicio Nº 26 -comprendido en el período 1 de agosto de 2020 al 31 de julio de 2021-; el Balance Anual, el inventario, la cuenta de gastos y recursos como así también el informe de los revisores de cuentas.

Por finalización de mandato además se realizó la elección de cuatro consejeros en reemplazo de Fernando Schmukler, Raúl Schinder, Héctor Müller y Guillermo Vicente. En representación del gobierno provincial, el ministro de Producción, Turismo y Desarrollo Económico, Juan José Bahillo, designó al secretario de Agricultura y Ganadería, Lucio Amavet, como representante titular ante la Asamblea de la Fundación Proarroz y al director General de Agricultura, Carlos Toledo, como representante suplente.

En este marco, el secretario de Agricultura y Ganadería, Lucio Amavet, indicó que “el ministro Bahillo me ha designado en la tarea de representar al gobierno entrerriano en la Fundación Proarroz, un espacio importante para la provincia, en el cual se trabaja fundamentalmente en promover la investigación y mejorar los aspectos productivos, comerciales y sanitarios de la producción arrocera de Entre Ríos”.

“Es importante la participación del Estado provincial como un actor más en la Fundación para poder coordinar las distintas acciones que el sector necesita, para atender y acompañar las gestiones dentro de entidad también”, indicó Amavet.

“Son claves además las gestiones que como Estado provincial se pueden brindar en materia de infraestructura, energía, financiamiento, aspectos comerciales internos como externos; o bien definir una agenda de trabajo dentro de la Fundación con sus objetivos que no son ajenos a los propósitos que tiene también el sector arrocero primario e industrial de nuestra provincia”, sostuvo Amavet.

En relación a la reseña del ejercicio Nº26 de la Fundación que abarca el período 1 de agosto de 2020 al 31 de julio de 2021, Amavet destacó: “El balance ha sido bueno y es producto del buen precio que ha tenido el arroz a nivel internacional y la demanda que provocó la pandemia que aumentó el consumo de arroz, fundamentalmente del mercado interno y también de la exportación”.

El trabajo de la Fundación Proarroz cuenta con el aporte de toda la cadena agroalimentaria de arroz, para sostener el programa de investigación y transferencia; y los actores de la cadena, consideran que la tecnología es la herramienta determinante para alcanzar un alto nivel de competitividad y sostenibilidad de la actividad arrocera en nuestra provincia y en nuestro país con respecto al resto del mundo.

(Prensa Ministerio de Producción)