La medida nacional establecida en abril del 2021, planteó las nuevas exigencias para la cadena de distribución de carnes en medias reses, la cual entrará en vigencia a partir del 1 de noviembre de este año. De esta manera, desaparece la conocida media res y se comenzará a comercializar la carne en trozos cuyo peso individual no superen los 32 kilogramos.

Además la medida establece que “la manipulación, transporte, distribución, carga y/o descarga de productos cárnicos, su industrialización, cadena de transporte y distribución mayorista o minorista se deberá realizar con la asistencia de medios mecánicos adecuados, siempre que el peso supere los 25 kilogramos”.

En este marco, se llevó adelante una mesa de diálogo con los representantes de las distintas plantas frigoríficas e industrias cárnicas de la provincia, con el objetivo de debatir y avanzar sobre la implementación de esta nueva medida.

El secretario de Agricultura y Ganadería de la provincia, Lucio Amavet, señaló que en el encuentro “se debatió, consensuó e intercambiaron distintas cuestiones que hacen al cumplimiento efectivo de la Resolución Nº04/2021 para que las plantas puedan llegar al 1 de noviembre con la mayor cantidad de inconvenientes saldados”.

Amavet destacó además “las líneas de financiamiento que el Estado nacional a través del Plan GanAr ha puesto a disposición de las plantas de faena -tanto de tráfico municipal, provincial como federal-, que apuntan a que los empresarios puedan hacer las inversiones que necesiten en pos de aumentar su cadena de frío, automatizar las plantas y los procesos y de esa manera ir a una modernización del sistema de comercialización de carnes”.

Se trata de una asistencia financiera a través de líneas de crédito con tasas bonificadas instrumentadas por parte del gobierno nacional o a través de herramientas de asistencia financieras provinciales que cuenten con aportes económicos del Ministerio de Agricultura, Ganadería y Pesca, y que quienes accedan deberán cumplir con los requisitos y procedimientos aplicables.

Se decidió coordinar una nueva reunión con el fin de establecer a través de una nota todas las consideraciones que los representantes del sector consideren oportunos para mejorar y avanzar en la disposición en la provincia de esta nueva medida.

Participaron, el secretario de Agricultura y Ganadería, Lucio Amavet; el secretario de Industria y Comercio, Fernando Caviglia; el director general de Producción Animal, Horacio Exequiel Alvarenque; el director general de Fiscalización, Manuel Maza; el director del área Carnes, Daniel Rodríguez; el coordinador de Inocuidad y Calidad Agroalimentaria del Centro Regional Entre Ríos, Nestor Micheloud; los representantes de la Cámara de Industrias Cárnicas de Entre Ríos (Cicer), Alberto Berardi y Celestino Pross; y empresarios y representantes del sector cárnico en la provincia.

(Prensa Ministerio de Producción)