Moratoria impositiva, modificación del mínimo de ingresos brutos para la industria y el impuesto inmobiliario rural fueron los principales temas tratados por los ministros Bahillo y Ballay con el presidente de la Unión Industrial de Entre Ríos (UIER).

Participaron también de la reunión el director ejecutivo de la Administradora Tributaria de Entre Ríos, Germán Grané; y la directora ejecutiva de la UIER, Andrea Faisal.

El encuentro tuvo lugar en la sede de la UIER en la capital entrerriana, donde Bahillo afirmó: “Quiero destacar la decisión del gobernador Gustavo Bordet de modificar los mínimos de ingresos brutos. También obviamente la moratoria, que era un pedido de distintos sectores, incluido el comercial y el turístico, conformados por distintos actores económicos de la provincia en las reuniones que venimos teniendo en los últimos meses. Estas decisiones políticas van mejorando la competitividad del sector productivo entrerriano”, señaló el ministro.

Por otro lado, Bahillo se expresó acerca del impuesto inmobiliario rural: “Hicimos un análisis exhaustivo, manejando distintas variables. El gobernador viene manteniendo desde el inicio de su gestión una definición política en la cual el incremento interanual del impuesto inmobiliario no excedía la inflación del año anterior. En 2020 los precios de los productos entrerrianos incrementaron de manera notable. El valor de la soja, el maíz, el trigo y el ganado en pie prácticamente se duplicó, con lo cual ahí hubo un cambio importante ya que, en términos de generación de producto, de capacidad de pago y de generación de ingresos versus el costo del impuesto inmobiliario, había una relación favorable para el sector”.

“Esto mereció un análisis para decidir si seguíamos sosteniendo este criterio de actualización por inflación, ya que más allá de sectores de la provincia que sufrieron una grave sequía, la mayoría del territorio productivo vio incrementada su rentabilidad de manera notable”, afirmó el ministro, al tiempo que agregó: “No obstante, el gobernador priorizó mantener una coherencia en la toma de decisiones y sostener, independientemente de las variables de la producción en particular, este principio de actualización por inflación que en definitiva también hace a la responsabilidad del Poder Ejecutivo de preservar el poder adquisitivo más allá de la inflación, pero no ir en apropiación de una cuestión coyuntural de una renta adicional que pueden tener circunstancialmente el año pasado o este año”.

El titular de la cartera productiva anunció también la presentación ante el Ministerio de Desarrollo Productivo y el Ministerio de Economía de Nación de un pedido para la modificación del decreto que le otorga beneficios a la toma de nuevos empleos a las provincias del NEA y del NOA para que Entre Ríos sea incluido.

“El sector de la citricultura, arrocero y forestal, tienen el mismo macizo productivo, por lo cual nos genera una inequidad que nosotros planteamos y vamos a gestionar para que Entre Ríos sea incorporado a este decreto, para que también los empresarios entrerrianos, a la hora de generar nuevos empleos, tengan esa reducción en los aportes patronales”, sentenció.